El PSOE y la moto

31 05 2010

No es noticia que la coyuntura económica actual está causando estragos en todos los frentes. Pero si nos centramos en el mercado motociclista español, que llegó a ser el segundo país europeo a la cabeza de ventas de vehículos de dos ruedas, vemos que la situación es desastrosa (ver cartel de abajo para añadir algo de hilaridad al asunto).

Y es que en nuestro territorio nacional, a la crisis se le ha unido el que quizás sea el gobierno más inoperante e ineficaz de la Historia de España. Así, no sólo tenemos el DOBLE de parados que Grecia (sí, ese país al que vamos a prestar un dinero que no tenemos porque está al borde de la bancarrota…), sino que estamos alcanzando unos niveles de déficit de récord Guiness, de lo cual tardaremos muchos años en recuperarnos, venga quien venga detrás.

Como este blog trata de motos, no voy a entrar en análisis sociales o políticos, pero sí vamos a analizar un poco qué demonios ha hecho Zapatero y su “liga de hombres extraordinarios” en lo que respecta al motociclismo. Ahí va el repaso:

– En octubre de 2003 se aprobó la convalidación del carnet de coche (clase B) para llevar motos de hasta 125 c.c. para aquellos conductores que tuvieran más de tres años de experiencia. No cabe duda de que esta medida supuso un boom de ventas espectacular, que a la postre colocó a nuestro país en un puesto de privilegio en cuanto a venta de motos y scooters.

Esta ley no fue más que una adaptación de la normativa europea (vamos, que no fue idea de Zapatero), y además, ha habido mucha controversia al respecto, pues mucha gente no entendía que alguien pudiera llevar legalmente una moto sin haberse subido jamás a una de ellas. Es evidente que esto no estaba bien hecho, aunque disparara las ventas. Eso sí, después al infame director de la DGT, Pere Navarro, le vino muy bien para anunciar que los accidentes de motociclistas se estaban multiplicando, y luego hacer de las suyas…

Años después, al citado Sr. Navarro (ese hipócrita cuyo coche oficial fue cazado por un radar a más de 160 kms./h.) se le ocurrieron varias medidas para acabar con los accidentes de moto, todas ellas basadas en la ley de “muerto el perro, se acabó la rabia”. Así, dificultó el acceso a las motos, cambiando el examen del carnet, que obligaba a gastarse bastante más dinero (lo cual echará a la gente para atrás -pensaría él-). Además, propuso que la edad mínima para conducir un ciclomotor fuera de 15 años en vez de 14, lo cual era una condena a muerte para un sector que en España emplea (o empleaba) a más de 20.000 personas. Porque ¿qué chaval se iba a comprar un ciclomotor con 15 años pudiendo llevar una 125 c.c. con 16 (carnet A-1)?

Pero, no contento con eso, después decidió adoptar el nuevo carnet A2 para motos, complicando aún más el acceso a los vehículos de dos ruedas. No teníamos bastante escalonamiento, y nuestro querido Pere llegó para solucionarlo. Y hay que reconocer que podríamos debatir mucho sobre la adecuación o no de esta medida, pero el problema es la discriminación respecto de los automóviles. ¿Por qué tanto control a las motos y tanta ligereza con los coches? ¿Por qué somos los malos de la película? ¿Por qué puedo conducir un Ferrari con el carnet B recién estrenado (suponiendo que me lo pudiera comprar…) y no una Honda CBR 600?

Pero es que aún hay más:

– Cuando a finales de 2007/principios de 2008 la crisis ya estaba en todo su esplendor y a Zapatero sólo le parecía una pequeña desaceleración, su gabinete de mentes ilustres ideó un nuevo baremo para el impuesto de matriculación de vehículos a motor en función de sus emisiones contaminantes. Tanto contaminas, tanto pagas. Hasta ahí, bien. Pero el equipo de genios que nos gobierna no tuvo en cuenta (para variar) a las motos, y la nueva ley defendía que la mayoría de ellas no tuviera que tributar nada o casi nada, lo cual supuso una gran alegría para muchos, y un gran ahorro a la hora de adquirir una motocicleta.

Sin embargo, no era intención del PSOE favorecer a las motos. Ya quisiéramos… Simplemente se olvidaron de ellas, pero pronto rectificaron, y en pocos meses se sacaron de la manga una segunda vara de medir para las motocicletas, totalmente discriminatoria. Es decir, volvió a subir el impuesto sólo para las motos, con el consiguiente enfado general de la industria.

Como se montó un “pollo” de tres pares de narices, con las ventas en caída libre y el acceso a las dos ruedas cada vez más obstaculizado, el Gobierno tuvo que rectificar… de nuevo. Así, se volvió a una situación similar al momento en que bajaron el impuesto, aunque manteniendo algunas injusticias, como el hecho de que las motos de más de 100 C.V. tributen el tipo máximo (14,5 %) porque sí, porque les sale de los cojones a estos señores, independientemente de sus emisiones contaminantes. Total, que en un año cambió 3 veces la legislación al respecto. Un bonito ejemplo de la trayectoria de improvisación continua con la que Zapatero nos lleva obsequiando desde que llegó a la Moncloa.

Me imagino a un directivo de Honda o Yamaha en su despacho de Tokyo, tras observar todo este cachondeo de normativas que cambian arbitrariamente cada dos por tres, pensando:

– Estos españoles ¿son gilipollas o qué les pasa?

Y no se vayan todavía, que aún hay más:

Zapatero impulsó en su momento el Plan E para que se reactivara el consumo de automóviles. Parece que algo les ha ayudado, porque las ventas empiezan a remontar tímidamente. Por supuesto, la industria de la moto pidió lo suyo, y el Gobierno nos dio las migajas: el plan Moto E. Unas ayudas ridículas en comparación con las de los coches a cambio de achatarrar otro modelo antiguo. Y para colmo de males, tardó medio año en ponerse en funcionamiento, porque no había ninguna entidad encargada de gestionar las ayudas, perdiéndose toda la temporada alta del sector (primavera/verano). Un fracaso total. Tanto es así, que aún hoy no se ha agotado ni el 30% del presupuesto asignado para dichas ayudas. Algo inédito.

En fin, que nuestro admirado José Luis Rodríguez Zapatero con su colega Pere Navarro de la mano no han provocado más que disgustos al sector de la moto (y a prácticamente todos…). Eso sí, aún se atreven a afirmar que los accidentes de tráfico han descendido…. ¡Pues claro! ¡Pero si no hay nadie en las carreteras, ni en las gasolineras! Si no se compran vehículos, si no hay dinero para viajar, si la gente no tiene que coger el coche para trabajar porque no tiene trabajo, si hay un radar recaudador cada 5 kilómetros… ¿cómo va a haber más accidentes?

Y para que sigamos a gusto, dentro de 30 días el PSOE nos sube el IVA dos puntos. Cojonudo, bravo, genial. Así tributarán al mismo tipo un vehículo de primera necesidad, un collar de diamantes, unos pañales, una mansión de 2.000 mts. cuadrados, un bote de desodorante, un traje de Armani, un teléfono móvil y un jarrón de porcelana china. Todo muy lógico, ¿verdad?.

Parece increíble que hace 50 años, en la postguerra en Europa, las motocicletas fueran el vehículo que motorizó a una sociedad empobrecida con pocos recursos, permitiendo su movilidad. En China y muchos otros países asiáticos, la moto es el medio de locomoción por excelencia porque hay escasez. Sin embargo, aquí y en los tiempos actuales, inmersos en una crisis total (que no es sólo económica, pero eso ya es otro tema…), la moto es el enemigo público número uno, y se favorece la compra de coches de cuatro metros y medio, que la mayoría de ocasiones van completamente vacíos, que no hay dios que pueda aparcar porque no hay sitio en las ciudades, y con motores cada vez más irracionalmente potentes. Vivir para ver.

Es evidente que el PSOE “le vendió la moto” a este país, y no la de dos ruedas precisamente. Ahora, no hace falta ni decirlo, ya no somos el segundo país en ventas de motocicletas, y dudo mucho que volvamos a serlo algún día. Para eso hace falta mucha más concienciación ciudadana, más respeto, más educación y un gobierno que no te mande torpedos contínuamente. Y el pueblo español carece de todas esas cosas.

Anuncios

Acciones

Information

5 responses

21 12 2010
eva

El gas y su toxicidad no ingertan la chatarra.

29 04 2011
indy

baya,incompetentes,nos lleban ala catastrofe,el pais no levanta cabeza,yo con 14 años de permiso de ciclomotor y no cambio mi scooter de 50cc por nada del mundo,siempre tengo pa gasolina aunque aya subido asta el punto de que la gente que tiene coche no quiere ni cogerlo jajaj me rio por no llorar esto no es justo lanzemonos ala calle en una manifestacion ya la gasolina no puede seguir subiendo asi,por menos dinero se manifestaron los camioneros,…poca verguenza la de zapaterooooo,jili nose da cuenta que nos esta llebando ala ruina con todas sus idioteces.

14 10 2011
marius

el CORRUPSOE y el socialismo en general siempre pudren todo lo que tocan, y el mundo de la moto no es una excepcion. estos parasitos enfermos de corrupocion odian todo lo que le puede gustar a la gente.

2 03 2012
Motero_Madrid

Me parece que te has confundido… tu blog debería estar incrustado dentro de Intereconomía o El Mundo.

Los que llegamos aquí, lo hacemos para leer acerca de motos. Me parece bien una entrada que aborde el tema legislativo y el baile de normas y reales decretos que ha acontecido. Pero ahí deberías parar. Si empiezas a insultar a los políticos, pasas al extremismo (que, además, es claramente diestro…).

Y por cierto, si nos ponemos a meter temas de IVA, podemos hablar de la subida del IRPF que acaba de sacar el PP… pero como no me parece el lugar adecuado de discusión, voy a obviarlo.

2 03 2012
Ikarus

Motero_Madrid, no, no me he confundido. Me temo que eres tú el que no tiene las cosas demasiado claras:

1º: El artículo está absolutamente relacionado y desarrollado en torno a lo que el PSOE aportó al mundo motociclista español en las pasadas legislaturas.

2º: El artículo es de mayo de 2010 (vuelve a mirar la fecha). Tiene casi dos años, por lo que no me vengas a comparar ahora con lo que hace el PP o deja de hacer, puesto que yo no podía comentarlo en el momento en que se escribió. Ese sería otro tema, probablemente demasiado pronto para tratar.

3º: Mira que he buscado, pero no he encontrado la frases en las que dices que insulto a los políticos… y mira que se merecen unos cuantos.

4º: Me resulta muy gracioso que me califiques de extremista de derechas (por eso he contestado, porque en realidad el blog está en desuso). Tú debes de ser de esos para los que todo es blanco o negro. Es decir, “o estás conmigo o estás contra mí”. “Si criticas al PSOE es que eres facha”. Madre mía, así nos va…

5º: Me hubiera encantado que me hubieses discutido el auténtico contenido del artículo, es decir, todas las tropelías que el PSOE ha hecho al mundo de los moteros (a fecha de hoy, con el paso del tiempo desde que se escribió el artículo podríamos relatar unas cuantas más). Entonces hubieras aportado algo valioso con tu comentario, un diálogo interesante, pero no lo has hecho. Te has quedado en la superficie: en el daño que mi crítica fundada ha hecho en tus -imagino- sentimientos políticos.

6º: Por último, aclararte que este es mi blog y escribo en él lo que me apetece. Tú también tienes derecho a replicar lo que quieras (por eso publico tu comentario), pero, por favor, no me digas de qué debo o no hablar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: